El otro blog para cosas más serias

El otro blog para cosas más serias
El otro blog para cosas más serias

sábado, 19 de febrero de 2011

La difusión de la imprenta: patentes y secretos industriales

A través de Kedrosky, un breve artículo en Voxeu sobre los orígenes de la imprenta y su influencia en el crecimiento económico. La conclusión: las ciudades en las que hubo imprentas más tempranamente crecieron más rápido que las comparables entre 1450 y 1500, lo que no es extraño ya que se ha comparado la imprenta con internet. Este párrafo me llama mucho la atención
The key innovation in printing – the precise combination of metal alloys and the process used to cast the metal type – were trade secrets. The underlying knowledge remained quasi-proprietary for almost a century. The first known “blueprint” manual on the production of movable type was only printed in 1540. Over the period 1450-1500, the master printers who established presses in cities across Europe were overwhelmingly German. Most had either been apprentices of Gutenberg and his partners in Mainz or had learned from former apprentices. Remarkably, regulatory barriers did not limit diffusion. Printing fell outside existing guild regulations and was not resisted by scribes, princes, or the Church
El autor – Jeremiah Dittmar – sugiere que la imprenta contribuyó al desarrollo económico, entre otras formas, mediante la difusión de las técnicas empresariales o industriales a mayor velocidad.
“print media was also associated with the diffusion of cutting-edge business practice (such as book-keeping), literacy, and the social ascent of new professionals – merchants, lawyers, officials, doctors, and teachers”
Y, ¿por qué los efectos eran tan “locales”? Porque los productos impresos eran costosos de transportar, de modo que no “viajaban” muy lejos.

Para los juristas: obsérvese cómo, en una época en que no había patentes, los secretos industriales protegían a los inventores frente a la imitación. Segundo: las leyes de propiedad intelectual tardarían todavía tres siglos en promulgarse. ¿Esperamos cincuenta años a regular el copyright en Internet?.

Tercero: los gremios no pudieron controlar la innovación porque, precisamente porque era una actividad “nueva”, no encajaba en ninguno de los gremios existentes y, por tanto, la imprenta pudo desarrollarse en un entorno mucho más libre.

Cuarto: no parece que Guttenberg y los suyos trataran – como Apple – de controlar la edición y comercialización de libros y panfletos que se fabricaban en sus imprentas.

No hay comentarios:

Archivo del blog