El otro blog para cosas más serias

El otro blog para cosas más serias
El otro blog para cosas más serias

sábado, 23 de noviembre de 2019

Los mitos de la inmigración y la estupidez de Vox


Los mitos sobre la inmigración se están desmoronando. No hay pruebas de que la migración de baja cualificación a los países ricos reduzca los salarios y el empleo de los nativos; los mercados de trabajo no funcionan como un mercado de cualquier mercancía, no funcionan como el mercado de la fruta y y las leyes de la oferta y la demanda no se aplican en los mismos términos
(el aumento de la oferta de trabajo provocada por la inmigración produce, simultáneamente, un aumento de la demanda agregada porque los inmigrantes gastan sus salarios en la misma ciudad en la que trabajan)
Pero la otra razón por la que la inmigración es tan explosiva políticamente es la idea de que el número de posibles inmigrantes es abrumador, que hay una avalancha de extraños, una horda de extranjeros, una cacofonía de lenguas y costumbres extrañas esperando a saltar nuestras fronteras y arrasar nuestras prístinas y monoculturales sociedades. 
Sin embargo.... simplemente no hay prueba alguna de que las hordas estén esperando una oportunidad para descender a las orillas del.... Reino Unido o Francia.... ni, por tanto, que haya necesidad alguna de contenerlas usando la fuerza o construyendo un muro. El hecho es que, a menos que haya un desastre que los expulse, la mayoría de los pobres prefieren quedarse en casa. Simplemente no están en nuestros portales llamando a nuestro timbre; prefieren sus propios países. Ni siquiera desean trasladarse desde sus pueblos a la capital de sus países. Sin embargo, a los ciudadanos de los países ricos esto les resulta tan contraintuitivo que, simplemente, se niegan a creerlo, incluso tras presentarle los datos correspondientes...   
El fomento de la migración... debería ser una prioridad política... La movilidad... es un canal clave a través del cual los niveles de vida pueden igualarse en las regiones y países, y pueden absorberse los altibajos de las economías regionales. Si los trabajadores se desplazan, aprovecharán las nuevas oportunidades y abandonarán las regiones afectadas por la recesión. Así es como una economía puede absorber las crisis y adaptarse a las transformaciones estructurales.... Pero... la manera correcta de hacerlo... debería ser... eliminando algunos de los obstáculos clave. 
Así, ayudaría racionalizar todo el proceso al que se enfrentan los inmigrantes y proporcionar una información más eficaz, para que los trabajadores tengan una mejor comprensión de los costes y beneficios de la migración. Además, también sería bueno facilitar a los migrantes y a sus familias el envío de dinero de ida y vuelta entre ellos lo que permitiría que  los migrantes estuvieran menos aislados. Dado el enorme miedo a que todo salga mal, ofrecer a los migrantes algún tipo de seguro contra el fracaso sería una posibilidad.... 
Pero la mejor manera de ayudar.... a los migrantes y, al mismo tiempo, hacer que la población local acepte mejor a los inmigrantes, es probablemente facilitar su integración. Ofrecer ayuda para la vivienda, subsidios de alquiler, ayuda (previa al viaje) para encontrar un trabajo, ayuda para el cuidado de los niños, etc., garantizaría que cualquier recién llegado encuentre rápidamente un lugar en la sociedad
La política de los países del sur de Europa va, justo, en la dirección contraria. España ha tenido suerte con que sus inmigrantes, en buena medida sudamericanos, “encuentran rápidamente un lugar” en la sociedad española. Pero no porque nuestro sistema jurídico lo favorezca. Obtener un permiso de residencia y trabajo (de corta duración) debería ser mucho más sencillo, porque un inmigrante en situación regular puede entrar y salir libremente del país y puede contribuir al gasto público (y forzar a sus empleadores a hacerlo) mientras que uno en situación irregular, no. La Unión Europea debería promover estas políticas a nivel mundial utilizando su enorme aparato diplomático y coordinando la llegada a Europa desde los países del tercer mundo.  

Banerjee/Duflo, Good Economics for Hard Times, 2019, p 33 y 49-50

No hay comentarios:

Archivo del blog