El otro blog para cosas más serias

El otro blog para cosas más serias
El otro blog para cosas más serias

sábado, 25 de mayo de 2019

Entrevistar a los animales–y al hombre- en su propio idioma


Nikolaas Tinbergen, el fundador de la ecología del comportamiento, afirmó que la etología es el arte de entrevistar animales en su propio idioma. Este principio es simple pero poderoso. Y no hay razón por la que no deba aplicarse a los seres humanos. Los psicólogos que estudian el razonamiento se basan ampliamente en la lógica y la filosofía, y descuidan al aliado más natural de la psicología: la biología. La negligencia se debe en parte a la facilidad con la que los seres humanos parecen entenderse entre sí. Nuestra psicología está equipada con sistemas cognitivos especializados, como la teoría de la mente, que nos ayudan a gestionar la vida social. Espontáneamente atribuimos intenciones, razones y creencias a otros. Estas heurísticas nos ayudan a predecir el comportamiento, pero también parasitan nuestra comprensión científica de la mente, cegándonos a la necesidad de usar la biología cuando nos estudiamos a nosotros mismos. Con las tortugas, no hay problema, porque sólo tenemos intuiciones débiles sobre sus comportamientos, y es difícil preguntarles lo que piensan.

En otras palabras, los seres humanos están demasiado familiarizados entre sí. Se cree falsamente que las leyes fundamentales de la biología, como la evolución por selección natural, restringen débilmente la psicología humana, en particular en lo que respecta a las funciones cognitivas de alto nivel, como el razonamiento. Pero el cerebro humano, al igual que el cerebro de tortuga, ha sido moldeado por millones de años de evolución. Es poco probable que la razón haya escapado a su influencia. ¿Qué significa, entonces, entrevistar a los seres humanos en su propio idioma?

Sacha Altay, The Problem with the Way Scientists Study Reason, Nautil.us


Entradas relacionadas

No hay comentarios:

Archivo del blog